Spa de natación para niños

Un spa de natación es la respuesta a todos esos padres de hijos pequeños que como parte de su crecimiento han llegado al momento de enseñarles a nadar.

Especialmente porque no necesitas salir de tu casa para poder hacerlo, pues con tu ayuda o la de otro adulto los pequeños podrán aprender en la comodidad de su hogar.

Este tipo de mini piscinas se han convertido en la tendencia más asertiva en momentos de pandemia, debido a que las personas nos hemos visto obligadas a tener que permanecer en nuestros hogares y a cambiar nuestros hábitos y rutinas.

Si bien los niños siempre encuentran una opción para jugar, lo cierto es que una piscina de hidromasaje les provee muchos beneficios a nivel mental y físico. Recordemos que ellos también pueden pasar por estrés debido a lo cual necesitan elementos que ayuden a combatirlo.

Se ha demostrado que el agua es un tranquilizante natural, además por lo general estas piscinas vienen con hidromasajes y muchos elementos burbujeantes que a tus hijos les encantará.

¿Cuál es la mejor edad para que los niños usen el Spa de natación?

La natación infantil es muy importante para que los más pequeños aprendan desde temprana edad a controlar su respiración, ejercitar sus músculos y perder el miedo al agua.

Sin embargo, esta pregunta siempre ha sido un interrogante para los padres, pues algunos no saben con exactitud cuándo sus hijos pueden empezar a usar una piscina.

Lo cierto es que pueden comenzar a usarlas a partir de los 3 meses de vida. Parece muy pronto, pero la verdad es que es en este momento donde los bebés aún conservan la sensación de estar flotando en el vientre materno. Es con esa edad cuando los instructores de natación aprovechan para sacar el mayor potencial de los niños.

Ahora, respecto al spa de natación en el hogar, los beneficios pueden llegar a ser realmente impresionantes.

En este caso puedes elegir enseñarles por ti mismo o contratar a alguien para que lo haga, pero sin salir de tu hogar. Esta cualidad hace que te sientas un poco más seguro, pues tus niños siempre estarán bajo supervisión.

Con este increíble sistema, los más pequeños del hogar podrán aprender a nadar mientras se divierten. Además, son la opción perfecta contra el aburrimiento y las tardes libres.

10 beneficios de los spa de natación para los niños

Este tipo de jacuzzi de exterior trae consigo una serie de factores que sin duda cambiará la forma en que veías estos sistemas. La idea es que toda la familia pueda disfrutar de todos sus beneficios y más aún los pequeños de la casa.

  1. Es uno de los ejercicios más divertidos: este factor acompañado del sistema contra corriente que poseen los spas, es simplemente una experiencia fuera de serie.

Ayuda principalmente a que los niños se mantengan más activos en el hogar, a crear rutinas saludables de entretenimiento y a evitar el sedentarismo.

  1. Permite fortalecer el sistema inmune: gracias a que nadar es en esencia un ejercicio cardiovascular, ayuda a desarrollar una mejor condición física, permitiendo que los pulmones y el corazón estén en la mejor condición desde temprana edad.

Esta condición fortalece el sistema de defensas, de esta manera no correrán el riesgo de contraer virus en cada momento, en especial el resfriado común. También reduce ampliamente el riesgo de obesidad.

  1. Trabaja en la flexibilidad y los músculos: los spas de nado son perfectos para las terapias de niños que presentan problemas motores o musculares. Lo mejor es que estas terapias se pueden ofrecer en el momento que lo desees y en la tranquilidad de tu jardín o terraza.
  1. Ayuda a mejorar la postura: sobre todo antes de entrar en la etapa de desarrollo que es cuando los niños tienden a encorvarse más. Con la natación ejercita la alineación eficaz de su cuerpo.
  1. Ejercitan la coordinación: al nadar nos concentramos más en llegar al objetivo, esto para los niños es muy especial, porque les permite trabajar en su equilibrio.
  1. Aprenden sobre su cuerpo: al utilizar un spa de natación pueden conocer sus movimientos, entendiendo mejor cuáles son sus alcances y cómo se desarrollan sus destrezas.
  1. Trabajan en su autoestima: aprender a nadar es una de las primeras metas que se proponen. A medida que van desarrollando sus técnicas, aumenta también la confianza en sí mismos.
  1. Salud mental: nada se compara a la sensación de estar flotando, esto es una de las cosas más relajantes que existen. De esta forma los niños reducen eficazmente sus niveles de estrés, lo que se traduce en una buena salud mental.
  1. Mejora su comportamiento: empiezan a comer mejor, porque el ejercicio les produce apetito. También empiezan a dar señales de un comportamiento más calmado, sobre todo en los niños que tienen hiperactividad.
  1. Mejora el sueño: después de tanto esfuerzo durante el día, podrán conciliar el sueño de una manera más rápida. Una piscina hidromasaje sin duda facilita un mejor descanso.

Tipos de spas de natación

Si bien todos tienen prácticamente las mismas funciones, la verdad es que existen principalmente dos opciones entre las que escoger:

  • Empotrables: estos por lo general son los más elegidos, sin embargo debes pensar en que requieren una instalación un poco más tediosa. Aunque al final siempre valen la pena, pues logras que se integre de mejor manera a las áreas externas de tu hogar.
  • Sobre el suelo: es una opción eficaz si lo que deseas es una instalación rápida, para sumergirte en ellos deberás contar con la ayuda de una pequeña escalera y pasamanos.

¿Qué debemos tener en cuenta antes de meter a los niños en un spa de nado?

Lo más importante y antes que cualquier otra cosa es la supervisión de un adulto. Nunca hay que dejar a los niños solos, en especial si estos todavía tienen edades comprendidas entre los 3 y 10 años.

Hay que tener cuidado con los desagües y chorros de masaje, en especial porque a los niños les llama mucho la atención introducir objetos o sus dedos en ellos, por lo cual se vuelve necesario la supervisión constante por parte de los adultos.

Utilizar la ropa adecuada, así como lentes para nadar. Sobre todo si a nuestros hijos les gusta pasar mucho tiempo bajo el agua y abriendo los ojos, debido a todos los químicos que ésta tiene para poderla mantener funcional.

Si es verano, no olvides colocarles protector solar antes de empezar a divertirse en el agua. La exposición a los rayos ultravioleta por un tiempo prolongado puede ser perjudicial para la salud.

Mantener un perfecto mantenimiento de nuestra piscina de natación para que el agua siempre esté limpia. No queremos que nuestros hijos contraigan hongos o se enfermen.

¿Dónde es mejor tener el spa de natación?

Hay quienes tienen el espacio suficiente dentro de sus hogares para llegar a colocar estos increíbles artefactos. No obstante y en consideración con las necesidades de los niños, podemos determinar que es mejor que estén en el exterior.

Las razones son muy sencillas. En primer lugar porque aprenden a disfrutar del contacto con la naturaleza, flotar, ver el cielo y sentirse plenos, sin duda no se compara con nada. En segundo lugar por el espacio, ya que en el jardín siempre sobra esa área en el que no sabes qué colocar. Estas piscinas son la alternativa ideal para cambiar toda tu visión del espacio.

Ahora bien, en caso de que quieras celebrar el cumpleaños de tu hijo y decidas hacerlo en tu patio y con el spa de nado, las opciones de decoración se vuelven ilimitadas.

Podemos decir con plena seguridad que nadar en el exterior de la casa es uno de los beneficios más excepcionales que estos sistemas nos pueden ofrecer.

¿Quién más puede disfrutar de los spas de natación contracorriente?

Absolutamente todas las personas que habitan en la casa pueden disfrutar de este tipo de equipos, ya que estas piscinas con hidromasaje por lo general son lo suficientemente espaciosos como para que total la familia al completo pueda acceder de manera simultánea en ellos.

Disfrutarás de la compañía de tus seres queridos mientras te relajas y disfrutas de la tranquilidad del agua. Esta cualidad ayuda a tener ese momento único con tus hijos, en especial si llevas una vida ajetreada y sin mucho tiempo disponible.

Estos momentos los puedes disfrutar con una buena música, comida hecha en casa y una tarde llena de sol. Contrario a esto, debes saber que al llegar el invierno es hora de darle un descanso a tu Spa. Esto se debe a que los spas de nado no poseen sistema de calefacción suficientemente potentes como para calentar un volumen grande de agua. Así que deberás esperar varias horas para disfrutar de un agua tibia.

Ten tu propia piscina de hidromasaje tanto para ti como para los pequeños, disfruta de tu propio templo de agua y aprovecha al máximo todos sus beneficios. No solo permite que los niños aprendan a nadar, también son una excelente terapia para todos en general.

 

Por: Web del Hidromasaje

AGREGAR COMENTARIO

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *